Siguen Policías del Valle Chicama usando patrulleros para comer ceviche

Las unidades móviles que deberían ser empleadas para contrarrestar el creciente accionar delincuencial en el valle Chicama, son lamentablemente mal utilizadas para transportar al personal policial para que almuercen en conocidos restaurantes o simplemente como “colectivo” para transportar personal hacia el paradero de buses.

Aquí les mostramos un compilado de lo que sucede con las unidades móviles asignadas a las comisarías de la provincia de Ascope, vulnerando la normatividad vigente inclusive acarreando en delitos tipificados en nuestro código penal.
Por ejemplo, la camioneta KG-8945 asignado al poblado de Cartavio partió de la comisaría y se estacionó en una conocida cevichera de la calle Real. Sus ocupantes, dos agentes del orden, descendieron y degustaron un suculento plato de ceviche y una fuente de chicharrones.

“Nadie les dice que no puedan comer, eso está reglamentado, sin embargo deben tener sus horas e ir a pie. No tienen que utilizar las camionetas para su uso personal”, dijo el dirigente vecinal César Vargas Campos quien dio el beneficio de la duda a los agentes del orden.

Otro de los casos es el relacionado a un hecho ocurrido en Casa Grande. Seguramente los agentes del orden venían de una ardua tarea de trabajo por la calle Tren cuando de repente tomaron la vía alterna incursionando en la calle Lima. Una vez estacionada la camioneta  decidieron los agentes del orden bajar un rato a degustar de un plato de ceviche en la calle Lima ubicada en el distrito de Casa Grande.

La camioneta de placa KG-9935 asignada al distrito de Magdalena de Cao fue participe de otro hecho irregular a sus funciones, puesto que los agentes del orden rápidamente consumieron el ceviche y emprendieron su retirada cerca de las 12 y 45 del día.

Comentarios