Asesinan de tres balazos en la cabeza a "Loco Toño" en penal El Milagro

El centro penitenciario El Milagro se convirtió ayer en el escenario de un homicidio a balazos, dejando en evidencia que a dicho reclusorio no solo ingresan teléfonos celulares y drogas, sino también armas de fuego, lo que le podría costar el cargo a su director, Amador Alfaro Bellodas.

Lo peor de todo es que, según las primeras averiguaciones, el que ingresó el arma usada en el crimen sería nada menos que un agente del Instituto Nacional Penitenciario (Inpe). A todo ello, cabe mencionar que el asesinato tuvo lugar en el área administrativa del penal. Para aumentar el escándalo.
EN PENAL. Según información obtenida del Inpe, el hecho de sangre se produjo a las 11:45 de la mañana.

La víctima se llamaba Segundo Antonio Huamán Pretell (33), alias "Loco Toño", quien provenía de Casa Grande (Ascope). Cumplía una sentencia de 10 años por homicidio en el pabellón C2.
De acuerdo al Inpe, momentos antes de su muerte, el preso en cuestión acudió hasta la oficina de administración para denunciar que su esposa le había enviado cierto dinero que nunca llegó a sus manos.

En tal circunstancia, otro presidiario se acercó a él y de forma sorpresiva le disparó con una pistola, marca Glock, calibre 9 milímetros, la que dejó encima del cadáver para luego tratar de escabullirse."Loco Toño" recibió tres balazos en la cabeza, que habrían sido más si no fuera porque el arma se atascó.

OPERATIVO. En vista de lo ocurrido, las autoridades intervinieron a todos los presos que se encontraban en el área administrativa. Lograron constatar que dos poseían teléfonos celulares y que un tercer interno tenía restos de pólvora en sus manos.

Tras el debido interrogatorio, este último, identificado como Carlos Tirado Huamán, quien cumple una prisión preventiva mientras se le investiga por un caso de homicidio calificado, habría admitido su delito y delatado a la persona que le entregó la pistola abastecida con una cacerina.

EL CÓMPLICE. De forma extraoficial, se supo que el agente que ingresó el arma para dárselo al asesino se apellidaría Olea, el mismo que se contraría de franco en la ciudad de Chiclayo. La pistola ingresó al penal el pasado 20 de setiembre, según se especula. Se sabe poco de esta persona; no obstante, trascendió que se le realizará lo más pronto posible un peritaje balístico.

EL MÓVIL. Por la forma en que se produjo el homicidio, todo apunta de que se trató de un clásico "ajuste de cuentas" o un acto de venganza.

Trascendió que el motivo del crimen sería por una pugna al interior de El Milagro por el control de la venta de droga. No obstante, también se tuvo conocimiento que "Loco Toño" fue un informante del director del reclusorio en mención, Amador Alfaro Bellodas.

Al saber de ello, ciertos hampones ya lo tenían en la mira. Es más, de acuerdo a una fuente policial, un grupo de presos pretendían victimar al director Amador Alfaro. "Loco Toño" habría manifestado su rechazo a tales intenciones, firmando sin saber su sentencia de muerte. Por último, se comentó que el occiso se habría quedado con dinero destinado a su homicida y éste, en represalia, optó por quitarle la vida.

Los móviles antes mencionados aún no se han podido confirmar. El caso ha sido tomado por agentes del Departamento de Investigación Criminal (Depincri) Norte y la fiscal Karol Gutiérrez Ulloa, de la Tercera Fiscalía Provincial Penal de Trujillo.

VOZ DE LA FAMILIA. Cuando el reloj marcaba las 4:20 de la tarde llegaron algunos familiares del interno asesinado, quienes arremetieron contra el Inpe por la forma en que ocurrió el asesinato.

"Cómo es posible que entre un arma dentro del penal, esto es muy extraño (...) por un simple dinero se venden, (el Inpe) deja entrar pistolas", manifestó uno de ellos, en tanto que la madre de "Loco Toño", Nilda Pretell (71), no dejaba de sollozar y de secarse las lágrimas con un pañuelo blanco. Los custodios del penal les indicaron que debían esperar puesto que aún no culminaban las diligencias policiales y del Ministerio Público.

Los familiares indicaron además que el occiso tenía tres años en prisión y que se le procesó por un robo al Banco de la Nación en Paiján. Fuente: Correo

VIDEO ARCHIVO: MOMENTO DE LA CAPTURA DE ANTONIO HUAMÁN PRETELL

Comentarios